10 consejos para envolver sin perecer en el intento.

10 consejos para envolver sin perecer en el intento.

Consejos sobre como envolver regalos

A las puertas de la navidad y a un tris de que los Reyes Magos llenen nuestras casas con sus estupendos regalos creemos que es el momento ideal para daros una pequeña lista de consejos que os ayudarán a dejar a todos con la boca abierta con unos paquetes dignos de la realeza.

Mucha gente piensa que el envoltorio de un paquete no es importante, que es una tontería ya que sólo va a durar unos instantes, pero un regalo es mucho más: es la emoción, ese instante en que te debates entre conservar el precioso envoltorio o no saber lo que hay dentro, salivar al oler el chocolate justo antes de metértelo en la boca,  los nervios en la cola de la montaña rusa, ese instante en que tu corazón se acelera antes de un beso. ¿De verdad os gustaría renunciar a todo eso?

1. Lo que cuenta es la intención.

No puedes pretender que tu primer regalo quede estupendo pero gastar 10 minutos de tu tiempo no te matará y demostrará a la otra persona que te importa. Envolver sólo es cuestión de paciencia y de práctica.

2. Guardar, guardar y guardar.

No se trata de que seas como esas abuelitas que año tras año envuelven tu regalo en el mismo papel, con sus marcas de fixo y todo. Tampoco de que guardes todo lo que cae en tus manos, podrías seguir este método:

Para tirar:
[list list_style=»grayDot» style=»»]

  • Los papeles de regalos demasiado pequeños, tienen muchos dobleces y no suelen servir de nada.
  • Los papeles arrugados.
  • Los papeles de centros comerciales, si necesitas más ya cogerás un trozo nuevo.
  • Los papeles de casas ajenas. Si es tu regalo y te gusta guárdalo como quien no quiere la cosa pero, por Dios, no vayas arramblando con los papeles de los demás, déjales que decidan qué quieren hacer con sus cosas y si las tiran más se perdió en la guerra.

[/list]

Para guardar:

[list list_style=»grayDot» style=»»]

  • Los trozos grandes de papel que sean especialmente bonitos.
  • Las cajas de regalo, siempre y cuando no sea muy evidente la tienda de la que son. Vamos, que si tienen un estampado de serpiente guárdalas porque un trocito puede ser el detalle perfecto para otro envoltorio, pero si  es una caja lisa con el PEDAZO de logo… ¿para qué te sirve?
  • Los sobres de regalo si tienen un papel bonito.
  • Cintas, lazos y demás adornos (esto siempre puede servir).
  • Restos varios. Trozos de lana, retales de tela, cartulinas, papeles de colores, siempre ayudan a conseguir resultados sorprendentes.

[/list]
No guardes demasiadas cosas o terminarás por no usar nada, ten una caja para guardar material y cuando se llene tira antes de guardar.

3. Cuidado con usar cajas distintas al contenido.

Ya sé que hemos dicho que he es buena idea guardar cajas ya que pueden hacer que nuestros regalos queden mucho más bonitos pero es necesario que tengas algunas cosas en cuenta.

No utilices nunca cajas del regalos espectaculares o que alguien quería especialmente. Si tu novio lleva pidiendo un Ipod durante meses no envuelvas el disco de su grupo favorito en la caja del tuyo; no se trata de que lo otro no sea un buen regalo, se trata de que tras la desilusión puede ser que no guste tanto como esperabas.

Otra cosa muy diferente es que cojas la caja de la batidora que te acabas de comprar y metas en ella los super zapatos que le has comprado a tu madre. O una caja falsa de Jes-Extender para el cómic hentai de tu cuñado.

4. Aprovecha las rebajas.

Las cintas, y los papeles pueden resultar un  poco caros pero también en estas cosas hay rebajas, si algo tiene un buen descuento y te gusta cómpralo, tu bolsillo lo agradecerá. Entiéndase, compra cosas que no vayan a pasar de moda, no tiene sentido que te gastes 2 euros en el set definitivo de regalos de Los juegos del hambre porque posiblemente el año que viene se habrá pasado el ardor, pero sí en un rollo de papel con adamascados en terciopelo.

5. Internet, fuente eterna de sabiduría.

No te obsesiones con copiar al pie de la letra, no te cierres si no encuentras el mismo papel o el mismo lazo. Busca la inspiración en el trabajo de otra gente y adáptalo a ti y a la persona a la que vas a regalar. Fíjate por ejemplo en esta sencilla y GENIAL idea de Gift Couture:

6. Que el bosque no te impida ver los árboles.

Esto es complicado y es algo que sólo se consigue con la práctica pero cuando compres un papel piensa en sus posibilidades y en como vas a utilizarlo, no lo rechaces porque sea de dibujos animados, en un regalo pequeño es posible que ni se note. Más de una vez hemos usado un papel de las Monster high en un paquete súper macho.

Usa materiales diferentes. No te cierres a los materiales clásicos cintas y lazos están muy bien pero puedes usar otras cosas. La lana puede ser una buena alternativa mucho más económica pero igualmente impactante, periódicos o cinta aislante también nos pueden sacar de más de un problemilla.

7.  Lleva muestras.

¿Cuántas veces no te pasa que compras una camiseta súper espectacular para un día especial, vas a vestirte y te das cuenta que ese conjunto tan maravilloso que tenias en tu cabeza parece que te has escapado del cuéntame? Pues esto es lo mismo.

Si estás intentando que un paquete quede especial hay que probar como quedan las cosas juntas para evitar disgustos cuando las tiendas ya están cerradas.

8. Similares u opuestos.

No vamos a entrar por ahora en una tediosa teoría del color pero intenta usar colores de la misma gama u opuestos en el círculo cromático ya quieras dar la sensación de armonía o de gran impacto, las combinaciones intermedias no suelen acabar bien.

En lo que se refiere a estilos la idea es similar pero es algo mas complicado, papeles metalizados combinados con texturas orgánicas, brillo y mate en fin todo es probar. Cuando te inspires en algo intenta seguir la misma filosofía.

envoltorio kraft con lazo negro de cuadritos

El papel kraft, tosco y barato, contrasta de manera sobria con un enorme lazo de cuadritos vichy. ¿Lo habrías imaginado? Vísto en Corner of Plaid and Paisley

9. Prepara una buena mesa de trabajo.

Si no te has entrenado envolviendo regalos una navidad en El corte inglés necesitarás espacio. Antes de empezar despeja una mesa de buen tamaño, y límpiala (haz especial hincapié en quitar los restos que quedan al borrar) y de prepara todo lo que es obvio que vas a necesitar (papel, tijeras, cinta adhesiva, a poder ser con un dispensador de pie) pero también, papel sucio para echar el pegamento sin manchar, un trapo para limpiar la regla si usas rotuladores una bolsa de basura para evitar perder los regalos entre los restos de papel.

10. Diviértete.

Lo más importante de todo es que te lo pases bien. No te amargues durante horas intentando que todo queda perfecto. Cuando empieces a enfadarte déjalo y ya terminaras más tarde. Un regalo nunca debe ser una fuente de problemas.

Ten en cuenta estos consejos durante todo el año ya que siempre hay algo que celebrar y si no lo hay se inventa. Un regalo no es sólo lo que hay dentro, es saber que alguien cuando iba paseando por la calle se acordó de ti. Y antes de que la sangre se me vuelva azúcar creo que a llegado el momento de despedirse.

En la próxima… ¡ideas de envoltorios!

Ingeniera química y de materiales de profesión, artista del renacimiento de alma. La mente creativa, le cuesta hacer dos veces la misma cosa, salvo si hablamos de acariciar a la gata o preparar una Devil's food cake. +mari carmen rondon

Cuéntate algo