Cerdito curtidor Patchwork

No es de cuero, aunque lo parezca

El cuarto cerdito

Con aspecto de cuero y un parche remendado en el ojo, esta máscara es una revisión del clásico de los tres cerditos. Imaginad que hubiera un cuarto hermano, en un poblado medieval sólo faltaban tres profesiones por cubrir: soldado, monje o curtidor. ¡Un cerdito curtidor! Irónico y retorcido hasta para Disney. Por eso nos gusta.

La careta de cerdo perfecta:

  • Muy resistente
  • Espacio amplio en la nariz
  • Fácil del colgar
  • Temática infantil para adultos
  • No hace falta especiarla ni engorda

Un cerdito curtidor. Eso sí que es hacerse a uno mismo.

Los tres cerditos es una fábula de origen celta, de autor desconocido. Forma parte de la tradición oral. En 1933 Disney estrenó un corto musical de impecable factura y muy mala leche (atentos a los cuadros de la casa del cerdito mayor).

Como todas nuestras máscaras, este cerdito está estucado y pintado a mano. No es de cuero, pero un lijado intensivo con lija fina y el relieve en las costuras hacen que parezca piel. El parche en decoupàge de puntitos (muy flamenco) está cosido de verdad a la misma cara.

MÁS MÁSCARAS

SEGURO QUE TAMBIÉN TE MOLAN